Tal vez seas una persona encerrada en una vida que no le gusta del todo. Tal vez un emprendedor o emprendedora deseando llevar a cabo una idea que aportará mucho al mundo y te hará feliz, pero no consigue arrancarlo. Tal vez eres un joven que se levanta con la ilusión de tener un buen empleo, después de formarse años y años, pero ese empleo no llega. Es posible que seas cualquiera de esos ejemplos… o cualquier ejemplo más de esas personas, con las que hablo y trabajo cada día que, literalmente, se sienten atrapados y no saben cómo salir adelante. ¿Crees que estás en el camino equivocado?… pues sí, realmente lo estás.. estás en el camino donde el 1% de personas que tienen el 50% de la riqueza mundial quieren tenerte.

 

Yo te propongo algo que puede transformar tu vida… si eres capaz de llevarlo a cabo.

1. Apaga el televisor. APÁGALO DE VERDAD. Recuerda que es «entretenimiento»…¿Tú quieres salir de donde estás… o que te entretengan donde estás?. Dime si no algo que hayas visto en televisión que realmente te haya aportado….¿aún estas pensándolo?… de verdad… ¡apaga la televisión!

2. Olvídate de los políticos. Ellos no te salvarán. Sí, los hay buenos, lo sé. El día que los buenos consigan realmente cambiar algo frente a todos los malos, cambiaré este punto. ¿y entonces cómo hacemos para cambiar estas injusticias actuales? Pues desde el único lugar en que se puede hacer algo así. Desde la base. SI ahora mismo me estás rebatiendo internamente… asegúrate primero de que cumples con el punto 1. Hasta que tú no cambies no pretendas que alguien te ponga el mundo a tu gusto.

3. Evita a los «gurús». ¿Te encanta verte esos vídeos donde un genio de la mejora personal te dice que hay cientos de personas que visualizaron riqueza y les llegó riqueza… que visualizaron una mansión y les llegó una mansión…?… Pues añade esos vídeos también al punto 1. NO vas a conseguir nada simplemente visualizando. Lo siento, NO es suficiente. De hecho, el que te lo ha dicho en ese vídeo no se hizo rico visualizando (si realmente fuera rico, que la mayoría están pasando apuros tras una fachada de éxito y dinero), sino que lo hizo convenciéndote de que le pagaras por asistir a sus multitudinarias charlas y regalándote un discurso cómodo de oír. Cuando tomes la decisión de cambiar tu vida, y te encuentres en ese mar inmenso tratando de remar hacia la orilla que quieres, esos no van a venir a ayudarte a empujar…

4. Evita a los «cenizos». No le cuentes más tu situación y tus proyectos a esa persona que siempre ve el lado negativo de las cosas. Porque ¿sabes qué?…te estarás convirtiendo en uno de ellos. Aléjate del que no cree en el poder del cambio, no dejes que te transmita ese virus ahora que tú sientes dentro que llegó el momento de cambiar… ALÉJATE.

5. Piensa en eso que podrías hacer. Imagina que estás en un campo de concentración alemán… (tal vez tu ropa sea más nueva, pero prácticamente es donde estás ahora, prisionero de unos pocos). No, lo siento, no vas a poder salir. No tienes forma de escapar. Ahora mismo estás demasiado lejos de SER una persona capaz de escapar de ahí. Así que dime ¿qué vas a hacer hoy, ahora, en este preciso instante para que puedas vivir mejor en el campo de concentración? Si lo primero que te sale de dentro es rendirte y encender la televisión… en dos semanas estarás muerto (es lo que duraban las personas en los campos de concentración, cuando perdían la esperanza de pelear por salir). Y sí, tus constantes vitales seguirán funcionando…PERO ESTARÁS MUERTO. Estarás justo donde ellos te quieren tener en ese campo de concentración…porque serás un muerto de primera categoría…de esos muertos que aún trabajan para que otros vivan como reyes…No pasa nada, tienes todo el derecho a rendirte y morir. Si quieres, yo puedo hasta rezar algo por ti cuando te rindas del todo.

6. Eso que pensaste que podrías hacer. HAZLO. Sin excusas, sin reproches, sin excepciones. Hazlo. Hazlo para mejorar tu vida. Hazlo porque en el campo de concentración los recursos son limitados… Hazlo por ti.

¿Difícil? … imagina que llevas toda la vida sin moverte del sofá…y te digo que debes correr una maratón … ¿difícil o imposible?… nada de eso… VIABLE. Levántate del sofá, ni siquiera te cambies de ropa… haz ahora mismo un pequeño paseo…y mañana recorre el mismo recorrido y termina dando unos pasos mas… y este bucle…NO LO PARES hasta que llegues a la meta.

Mira alrededor… ¿sientes que alguien te está ayudando?… ¿NO?… ¡NO!… pues felicidades…acabas de descubrir el mundo real. En el campo de concentración, salvo honrosas excepciones sólo puedes contar contigo para salir adelante. El día que todos despertemos nos asociamos para empujar la valla y liberarnos. Pero claro, si no eres capaz ni de cumplir el punto 1, ¿Que esperas conseguir? Ahora mismo simplemente dime lo que vas a hacer en cuanto termines esto para salir adelante en el campo de concentración. Mejor no me lo digas. Mejor, simplemente, HAZLO.

Luis Gil – Inspira y Avanza.
____________________________________________________________________________
Puedes tener la vida que deseas. Nosotros te ayudamos a conseguirlo: www.inspirayavanza.com
Mejora Personal.Excelencia deportiva. Mentoring Empresarial. Programas de desarrollo ejecutivo
______________________________________________________________________________
Fotografía de http://kazalfamilystory.com/
Blog bajo licencia Creative Commons.