La pasada semana terminábamos una sesión de desarrollo personal, y nuestra amiga y cliente nos preguntaba: Entonces, ahora que siento que mi mente no piensa de la misma manera ¿qué es lo que tocaría a continuación?

Mi respuesta fue… ¿tú que crees?… y tras unos segundos de reflexión.. ella dijo… «¡HACERLO!»

Y sí, de nada sirve trabajar un cambio si no haces después.
De nada sirve asistir a sesiones y sentirte mejor si no utilizas eso para CAMBIAR en la vida real.
Por eso:

Si has trabajado para no tener un miedo… ahora HAZ aquello que temías.
Si has trabajado para evitar el dolor por un acontecimiento que viviste, ahora HAZ lo que esa nueva persona es capaz de hacer sin rencor.
Si el cambio te permite ser mas social, HAZ y sal a la calle a generar nuevos contactos.
Si por fín no tienes fobia al avión… HAZ y viaja
Si ahora no te sientes incapaz de encontrar trabajo, aprovecha HAZ, y pon en marcha tu plan.

HAZ, HAZ, HAZ… porque haciendo es como todo el cambio interior se consolida. Porque sólo haciendo obtendrás lo que viniste a buscar a las sesiones.

Ponte a hacer lo que toca, la vida no se disfruta por lo que uno siente que ha cambiado, sino por lo que uno HACE cuando cambia.

Feliz día

Luis Gil – Inspira y Avanza.

____________________________________________________________________________
Puedes tener la vida que deseas. Sabemos cómo guiarte: www.inspirayavanza.com
Mejora Personal y Profesional. Excelencia vital. Mentoring Empresarial.

_____________________________________________________________________________

Imagen de http://s.libertaddigital.com/